Mercedes defiende a Hamilton pero pide diálogo con la FIA sobre 'regla de las joyas'

El jefe de Mercedes, Toto Wolff, le pidió a Lewis Hamilton que hablara con el presidente de la FIA sobre la regla de las joyas.

Lewis Hamilton sigue en ruta de colisión por el uso de joyas en la Fórmula 1, y el GP de Miami ha reservado otro capítulo en el choque con las determinaciones del director de carrera Niels Wittich. Después de que los pilotos recibieran un aviso de que los relojes se contarán en la regla, el británico dijo que usará cuatro -uno más que en su rueda de prensa de este fin de semana- en la siguiente prueba, en España.

Después de la primera carrera estadounidense del calendario -la segunda será la ya tradicional en el Circuito de las Américas, en Austin-, el jefe de Mercedes, Toto Wolff, le pidió al siete veces campeón del mundo que arreglara el asunto directamente con el presidente de la FIA, Mohammed Ben Sulayem.

"Creo que se necesita un diálogo entre Lewis [Hamilton] y Mohammed [Ben Sulayem]", opinó Wolff en palabras al diario británico Express. “Está claro que las reglas están para proteger a los pilotos. Por otro lado, necesitamos mantener la posibilidad de diversidad y nuestras formas de expresarnos, y sabemos que eso es importante para Lewis”, afirmó.

¡Conoce el canal de Grande Prêmio en Español en YouTube!
¡Sigue a Grande Prêmio en Español en Twitter y en Instagram!

Hamilton no le gustó nada las nuevas determinaciones de la FIA y protestó en Miami usando muchas joyas (Foto: CHANDAN KHANNA / AFP)

Al piloto de Mercedes se le ha concedido una excepción durante dos carreras para eliminar los accesorios más difíciles de quitar, pero no parece dispuesto a cumplir con la recomendación. Wolff prefirió no entrar en detalles sobre el asunto. "Sin entrar en los detalles de dónde se colocaron los piercings y dónde no, estoy seguro de que llegarán a un buen entendimiento", afirmó.

Sobre la carrera, Toto admitió que la entrada del coche de seguridad tras un choque entre Pierre Gasly y Lando Norris perjudicó al británico, a pesar de haber ayudado a George Russell -quien logró detenerse en boxes, y con nuevos compuestos, ganó la posición de Hamilton. Sin embargo, a pesar del resultado, el jefe del equipo negó la felicidad por el momento.

"George [Russell] estuvo en la pista durante mucho tiempo y apostábamos por un coche de seguridad, y se materializó de la nada y fue contra Lewis, que perdió una posición", explicó Wolff. "Al final del día, no hay felicidad ni momentos felices ahora, simplemente porque estamos por debajo", lamentó.

“Somos los terceros más rápidos en la pista y estamos aislados”, dijo el austriaco, quien señaló la distancia a los líderes del campeonato y los equipos de atrás. "Tuvimos un buen viernes. Tenemos que diseccionar el motivo e intentar volver. Es así que estamos. No somos tan rápidos en la clasificación y estamos detrás de Red Bull y Ferrari", concluyó.

La Fórmula 1 vuelve en dos semanas, con la disputa del GP de España en el Circuit de Barcelona-Catalunya, ​​prevista para los días 20 y 22 de mayo.